La curiosidad.

La curiosidad me puede. A veces para bien y otras no tanto. Voy por un camino y escucho la corriente de un riachuelo y me meto por cualquier hueco para verla. Luego igual no merece la pena y me he ortigado o simplemente he perdido el tiempo pero en alguna ocasión me encuentro un pequeño paraíso.

Aquí estaba corriendo por una pista forestal llena de pinos paralela al mar pero no podía verlo. Me metí por el huequito y encontré un paraíso.

3 comentarios en “La curiosidad.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .