Algo inesperado.

Caminando por un bosque cercano me encuentro con este banco y una placa al lado de él.
La placa te invitaba a sentarte unos minutos y cerrar los ojos.
Como me pareció una gran idea me senté. Empecé a escuchar y oler cosas que no de haberlo hecho no lo hubiera sentido.
Hace poco volví y ya no estaba ni la placa ni el banco, pero todo lo demás sí. Solo había que cerrar los ojos.

17 pensamientos en “Algo inesperado.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.