La puerta de atrás.

Esta es la puerta de atrás. La de escapar. La de entrar sin avisar. La de los parias. Es raro entrar por ella pero habitual salir mal parado. Todos los edificios tienen una aunque no exista.

Los matones de los clubes te sacaban “calentito” por ella y te invitaban a no volver a entrar por la delantera.

A veces me dan ganas de derribarla y salir por la principal recordando a todos que en ocasiones la baraja de rompe.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.