Sangría.

Hoy he ido a tomar un café cerca de mi oficina y me encuentro con esto.

Una jarra de deliciosa Sangría. ¡¡¡Acabando el mes de diciembre!!!

Entonces ha venido a mi memoria el verano. La playa, la paella y el sol. Pero también las fiestas del pueblo cuando se preparaba la sangría y el zurracapote de batalla. Aquello era una bomba calórica. Si lo acompañabas con un bocadillo de chistorra te volvías prácticamente indestructible las cuatro o cinco horas que duraba el efecto. Después te convertias en un muñeco de trapo.

4 pensamientos en “Sangría.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.