A pie de hongo.

Ese momento en el que te encuentras tirado en el suelo intentando enfocar a la seta. Impidiendo que las hormigas del hormiguero que nos has visto se cuelen por la manga de la camisa. Tampoco habías reparado en el “regalito” embriagador que hay a metro y medio tuyo y que algún mamifero de un tamaño considerable ha depositado recientemente.
Con este cuadro aparece una familia numerosa que se te queda mirando y te pregunta amablemente si necesitas ayuda.

Todo esto junto no me ha pasado nunca. Pero casi. ¿Y a tí?

4 pensamientos en “A pie de hongo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s